Renta de camionetas para un viaje en familia

 En Blog

¡Hola! Bienvenido al blog de Vans Manzahnos. En ocasiones hay demasiadas excusas para no pasar tiempo de calidad con la familia. Especialmente cuando se trata de las vacaciones o de disfrutar juntos de un pequeño viaje, los pretextos abundan. Si eres padre o madre de familia quizás entenderás lo que decimos. Es cierto, el trabajo siempre es mucho, pero sí lo pensamos fríamente, en realidad siempre hay nuevas cosas por hacer que van surgiendo, y si esperamos a que las labores terminen, pasaran años y años sin que tengamos tiempo de disfrutar. Otra excusa recurrente es que no hay dinero suficiente para realizar un viaje; sin embargo, no se trata de trasladarse en avión a lugares muy lejanos ni de hospedarse durante muchos días en un lujoso hotel. A veces basta con recurrir a un servicio de renta de camionetas y emprender el camino en carretera por un par de días. Por eso en esta entrada, te hablaremos de algunos de los beneficios que tú y tu familia obtendrán al realizar todos juntos un viaje haciendo uso de nuestro servicio.

Un momento de relajación

La rutina diaria puede resultar abrumadora, pero cuánto tiempo debe pasar para que llegues a darte cuenta de que tú y tu familia necesitan un respiro y escaparse por unas horas o un fin de semana de la ciudad y su vertiginoso ritmo. Seguramente has realizado algún viaje antes, y no nos dejarás mentir cuando afirmamos que un fin de semana con la familia, fuera de casa, tiene un efecto sumamente relajante capaz de infundir renovados ánimos a todos los miembros para reincorporarse a las labores, luego de haberse olvidado del estrés diario, que dicho sea de paso, no es poco en una ciudad como la de México.

Todos enfrentamos numerosos retos en el día a día, pero la vida también es cosa de disfrute y gozo. Y qué mejor manera de dejar de lado, por un momento, las cosas difíciles de la vida y decir adiós a las preocupaciones que optando por la renta de camionetas y emprendiendo un agradable paseo lleno de diversión.

La importancia del tiempo de calidad… y no de la cantidad de tiempo

No hay que confundir el hecho de pasar tiempo con la familia con el tiempo de calidad. Es cierto, normalmente las familias comparten algunas o varias horas de su día. El camino a la escuela y al trabajo, la hora de hacer la tarea, quizás el momento de la cena. No obstante, es innegable que a veces nos encontramos muy ocupados y con miles de cosas en la cabeza o incluso malhumorados porque el tráfico fue una pesadilla o porque hubo un enfrentamiento con el jefe en el trabajo. Los pequeños tampoco son ajenos a esto, pues también tienen problemas en la escuela, por ejemplo con la sobrecarga de tareas y exámenes. Todo esto impide que la convivencia en familia se lleve a cabo de la mejor manera. Y es normal, ocurre en todas las familias, pero un viaje resulta una gran alternativa para dejar atrás esta convivencia que muchas veces no aporta nada y sustituirla por unos días de convivencia de calidad, que valdrán más que muchas horas en las que no hay intercambio de palabras o ideas significativas que ayuden a entender cómo se encuentra cada miembro y cuáles son sus necesidades.

Ponte a pensar por un momento en los mejores recuerdos que tienes con tu familia. Es casi seguro que algunos de ellos son de algún viaje. Si revisas tu celular o los videos en tu computadora, es posible que te encuentres con el registro de algunas vacaciones familiares. ¿Te acuerdas de lo bien que se la pasaron todos juntos? Quizás el recuerdo te ha hecho esbozar una sonrisa. Pues bien, de eso se tratan también los paseos familiares: de crear memorias que perduren por siempre y que tanto a ti como a tu pareja y a tus hijos los llenen de alegría y de momentos que puedan revivir en su mente cada vez que se sientan desanimados.

Siempre es momento para aprender algo nuevo

Estamos en esta vida para tratar de ser mejores siempre y de enseñar a nuestros hijos a serlo. Y la mejor manera de evolucionar y mejorar es aprendiendo nuevas cosas. Es un hecho que la rutina impide conocer cosas, lugares o situaciones nuevas. Los mismos recorridos, las mismas caras conocidas, los mismos paisajes nos alejan de este objetivo. Pero cuando se viaja, incluso sin la necesidad de ir muy lejos, siempre se aprende algo nuevo. Puedes visitar con tu familia uno de los tantos sitios arqueológicos cercanos a la ciudad, como Teotihuacán, el cerro del Tepozteco o Tula, para que tus hijos conozcan más sobre sus raíces. O puedes llevarlos a la casa donde nacieron sus abuelos, en Tlaxcala. Quizás bastará con visitar a los tíos de Puebla durante un par de días. No importa adónde vayan, siempre podrán descubrir juntos nueva información.

Con Vans Manzahnos, los pretextos están de más. Contamos con servicios de renta de camionetas a la medida de tu presupuesto y también con vehículos acordes al número de miembros de tu familia. Sólo es cuestión de que te des un tiempo; ni siquiera es necesario esperar a que llegue el próximo puente vacacional, pues el mejor momento para disfrutar a tu familia y salir con ellos de paseo es el próximo fin de semana. No dejes de ponerte en contacto con nosotros para brindarte más información. ¡Hasta la próxima entrada!

Publicaciones recientes

Deja un comentario

Contactanos

No estamos en este momento. Pero puede enviarnos un correo electrónico y nos pondremos en contacto con usted lo antes posible.